logo PTS

INTERNACIONAL

Río de Janeiro de huelgas, movilizaciones y prisiones políticas

En la madrugada del 03/09, el Estado de Río de Janeiro detuvo a 5 jóvenes acusándolos de ser organizadores de la página de los Black Bloc en las redes sociales.

LER-QI, Brasil

12 de septiembre 2013

En la madrugada del 03/09, el Estado de Río de Janeiro detuvo a 5 jóvenes acusándolos de ser organizadores de la página de los Black Bloc en las redes sociales. Sobre ellos recae la saña represiva no solo del gobierno de Cabral y sus policías como de los órganos del Estado independientes del gobierno como el Ministerio Público (MP). Los acusan de una larga lista de crímenes sin posibilidad de fianza. Esta acción alardeada contra el “vandalismo” es solo la primera muestra de lo que la Comisión Especial de Investigación de actos de Vandalismo (CEIV) viene a realizar. Con la reformulación de la Comisión, ésta pasó a ser aceptada por la Orden de Abogados de Brasil (OAB) y otros críticos como la ministra de derechos humanos de Dilma, que ahora se callan) y sigue en su trabajo de detener a quien el gobierno identifique como enemigo para reprimir. Los cinco jóvenes siguen presos. ¡Es necesario poner en pie una intensa campaña por la libertad inmediata de estos presos políticos y la extinción de la CEIV!

¡Hoy atacan a supuestos administradores del perfil en la red social de los Black Bloc y mañana atacarán a otras organizaciones políticas, movimientos sociales, trabajadores en huelga. ¡No podemos dejar que pase ningún ataque a ningún sector!
Esta acción es solo el comienzo que puede generalizarse con otras que ya están siendo implementadas o están para ser votadas en la Asamblea Legislativa de Río de Janeiro (ALERJ). La CEIV autorizó a la policía a llevar a la comisaría “para identificación” a cualquier persona que estuviera enmascarada. Otro proyecto prevé no solo la prohibición de máscaras como encuadrarlas como crimen; un segundo proyecto prevé que las manifestaciones sin aviso previo de 15 (¡!) días serán prohibidas, entre otras. Todas estas acciones devienen de los gobiernos de Cabral y Paes o de sus aliados y son bien recibidas por los medios que comienzan a clamar por algo de “orden” en la ciudad maravillosa.

El mismo Estado que demoró semanas para alejar de la UPP de la Rocinha a los policías y los comandantes involucrados en la desaparición de Amarildo, y aun mantiene otros responsables como Beltrame y al propio Cabral intactos, ahora busca mostrar servicio para detener a quienes ellos acusan de romper algunos vidrios. Esta desproporción pone en evidencia a quién sirve este Estado y sirve una vez más de lección para numerosos activistas que tienen ilusiones en la MP sobre cuál es su verdadero papel: mostrarse independiente del gobierno para junto a éste garantizar el Estado (capitalista).

No estamos delante de una coyuntura desfavorable

Frente a la disminución de la frecuencia y tamaño de las manifestaciones de la juventud, estas detenciones y las amenazas que paramilitares han hecho a los manifestantes, algunos sectores han comenzado a formular la idea de que estaríamos en una coyuntura desfavorable. Hay una impaciencia y cierta desesperación en el aire. Aunque una de las marcas de la coyuntura sea esta ofensiva del gobierno, existen continuidades con el “largo junio carioca”. Los cuestionamientos al gobierno y la policía sobre Amarildo están lejos de retroceder. Por el contrario, han servido de impulso a cierta reorganización del movimiento negro y de las favelas y aun para denunciar otras masacres. Y más marcante todavía, hay varias luchas de trabajadores atravesando el Estado y una gran lucha de los profesores municipales de Río marcando el terreno contra Eduardo Paes.

Diversas huelgas y movilizaciones populares

En medio de esta situación algunas huelgas han marcado la situación política del Estado. Son ellas las huelgas de la educación (profesores y trabajadores) del Estado y, sobretodo del municipio de Río, pero también de algunas otras categorías.

En la Capital, los profesores y funcionarios de la educación están en huelga desde hace casi un mes después de 19 años sin huelgas. Enfrentan una campaña de los medios para terminar con la huelga, desde falsas noticias sobre enormes aumentos en las tapas de los diarios a declaraciones del gobierno y de los medios de medidas judiciales no comprobadas sobre la ilegalidad de la huelga y multas. Incluso bajo este cerco y con la amenaza (derrotada en la justicia) de descontar los días de paro, van llevando adelante una huelga muy masiva que afecta a casi todas las escuelas de la ciudad.

Otros municipios tienen o han tenido profesores en huelga o paralizaciones como es el caso de Petrópolis, Valen˜ça, Nova Friburgo y Niterói. Hospitales han hecho huelgas y paralizaciones en todo el Estado, sea contra la privatización vía EBERSH (Empresa Brasilera de Servicios y Recursos Hospitalarios), por salario y condiciones como en HFGB o por salarios atrasados en el hospital privado de Niterói, y una paralización de asistentes sociales de diversas categorías el día 04/09.

Todo esto ocurre al mismo tiempo en que los trabajadores de la construcción civil de la Compañía Siderúrgica Nacional (CSN) en Volta Redonda se cruzaron de brazos, que tercerizados de la REDUC bloquearon la carretera Washington Luís varios días seguidos, y tercerizados de la TQM en otra unidad de la Petrobas, la Terminal de Campos Elíseos, también cruzaron los brazos.

De forma espontánea cada atraso o problemas en los trenes y ómnibus han despertado la furia popular. Durante varios días seguidos, como lo vimos en los días 2 y 3 de este mes, en más de un barrio de Río, se dieron movilizaciones y destrucción de trenes y estaciones. El “espíritu de junio” no desapareció. Por el contrario, parece cada calar cada vez más hondo en los trabajadores y sectores populares.

Coordinar las luchas para su generalización y victoria

En una situación como esta, los gobiernos y las patronales deberían sentirse amenazados. Lo que ha impedido que esto suceda es la falta de coordinación de las luchas. En primer lugar es necesario poner en pie otra tradición en el importante sindicato de profesionales de la educación de Río de Janeiro. Este sindicato, dirigido por diversos sectores del PSOL y minoritariamente por el PSTU, dirige todos los sectores de la educación pública estadual y municipal y no ha promovido la unificación ni siquiera de los comandos de huelgas contra los gobiernos del mismo partido (PMDB). Hay resistencias de la categoría para hacerlo y también de sectores dirigidos por la CUT en profesores municipales. Pero la histórica falta de coordinación cobra hoy su precio cuando esta coordinación podría ayudar a despertar una huelga general de la educación en el Estado al coordinarse con los hospitales de las universidades y con FAEREC también en huelga y desde ahí servir como polo a las movilizaciones obreras, juveniles y populares.

Esta fractura es más aguda si pensamos en la separación entre esta importante lucha de trabajadores de la educación y sectores de la juventud que siguen movilizándose en pequeños actos casi diarios. Ninguna de las corrientes que influyen en el sindicato -sea dentro o mismo desde afuera - han buscado hacer confluir a la juventud con esta huelga, con la casi nula movilización de jóvenes por parte del PSTU y corrientes estudiantiles ligadas al PSOL, “Levante!”, en apoyo a la huelga. Sin siquiera movilizar todas sus fuerzas para el triunfo de la huelga de los profesores, el sectarismo y completo abstencionismo en relación a las lucha de los trabajadores por parte del Frente Independiente y Popular (FIP), (que organiza diversos grupos anarquistas, el Black Bloc, el MEPR y otros grupos menores que rompieron con el Forum de Luchas de Río) se fortalece aún más. El movimiento de la juventud en Río está un tanto “ensimismado” sea en las vertientes que de palabra apoyan la lucha de los trabajadores o en aquellas que se rehúsan a participar de cualquier acción dirigida por la burocracia o por sectores a los califican de ese modo. El FIP no participó del acto del día 30/8 incluso siendo claramente antigubernamental. Tampoco buscó realizar alguna acción, previa o en el día, de apoyo a los trabajadores, contentándose con sus folclóricas marchas vestidos de negro.

Desde la LER-QI, junto a los compañeros de la Juventud as Ruas y compañeros de otras agrupaciones, hemos dedicado nuestras pequeñas fuerzas a llevar solidaridad a diversos sectores de los trabajadores en lucha. Actuamos en los forum del movimiento, en las universidades y lugares de trabajo donde estamos buscando construir una juventud que sea efectivamente pro-obrera, batallando para que los trabajadores y la juventud coordinen cada lucha. Será a partir de la coordinación de las luchas que podremos derrumbar el CEIV de Cabral, liberar a los presos políticos, conseguir el castigo de los responsables por la desaparición de Amarildo, conquistar cada reivindicación de los sectores en huelga o en lucha, bien como poner en pie una efectiva lucha por la estatización sin indemnización y bajo control de los trabajadores de todo el transporte público, único programa que puede dar una respuesta al descontento que viene recorriendo los trenes y ómnibus de la ciudad y región metropolitana.

El paso inicial para toda coordinación en el momento actual, cuando hay compañeros presos, es poner en pie una gran campaña por la libertad inmediata de los presos políticos y a partir de ella coordinar el conjunto de las luchas.

09/09/2013

Prensa

Virginia Rom 113103-4422

Elizabeth Lallana 113674-7357

Marcela Soler115470-9292

Paola Balma116693-2837

Temas relacionados: