Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
28 de enero de 2020

La Verdad Obrera N° 523

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

ELECCIONES DE COMISIÓN INTERNA

Pepsico: Derrota del fraude de la burocracia sindical

23 May 2013   |   comentarios

En marzo, la interna había realizado un importante Plenario Abierto donde se resolvió convocar a “elecciones abiertas” para elegir democráticamente a los candidatos de la lista antiburocrática. Decenas de trabajadores participaron y votaron (como un turno que propuso unánimemente a una compañera para ser delegada).

La burocracia de Daer postergó las elecciones porque sabía que iba a una derrota segura. Finalmente fueron convocadas para el 22 de mayo.
Días antes la Verde anunció que “la Junta Electoral” (compuesta quién sabe por quién) había “resuelto” que todos los contratados iban a votar más allá de su antigüedad. La burocracia, en complicidad con la patronal, preparaba una maniobra escandalosa. Pepsico hizo ingresar gente amiga de la Verde con el único fin de “entrar, votar y salir”.

Para poder votar la ley establece un mínimo de antigüedad de seis meses en la fábrica, precisamente para impedir estas maniobras.

La interna, el activismo y los Congresales de la Bordó resolvieron que no iban a permitir este fraude, porque además se estaría sentando un precedente nefasto para todo el movimiento obrero. Si esto pasaba las patronales tendrían una medida más para atacar o sacarse de encima a los delegados o internas combativas.

La fábrica se mueve

Se les explicó esta situación a los contratados genuinos y al mismo tiempo se les planteó el compromiso de luchar por su efectivización, como es costumbre de la Bordó. La interna de PepsiCo volvía a demostrar que lucha contra el fraude laboral y, al mismo tiempo, para que este sistema no sea utilizado para realizar fraudes electorales.

Toda la fábrica se declaró en estado de Asamblea Permanente. Se vota también que el miércoles, día de la elección, los trabajadores deben concentrarse en el lugar de la votación.

Previo a esta medida, el martes a la mañana se hace un corte en Callao y Corrientes para denunciar el intento de fraude de Daer y la empresa. De allí se va al Ministerio de Trabajo.

Un dictamen escandaloso

En un dictamen escandaloso una funcionaria del Ministerio dice que el artículo de la ley que impide que voten los que no tienen seis meses de antigüedad es para las elecciones de los Sindicatos y no para las Internas. Mentira evidente. El decreto 467/88, artículo 3°, reglamentario de la ley 23551 (art. 4°, inc. e) dice que “Para ejercer el derecho de elegir a sus representantes a través del voto, el trabajador deberá haberse desempeñado en la actividad, oficio, profesión, categoría o empresa durante los seis meses inmediatos anteriores a la fecha de la elección, salvo los supuestos del art. 6° de esta reglamentación”. Se trata de una limitación temporal en momentos de elecciones, tendiente a preservar la Libertad Sindical del conjunto de los trabajadores en actividad
Es evidente que esto rige en primer lugar para las Internas y Cuerpos de Delegados porque la posibilidad de contratar “carneros electorales” se puede dar en lugares chicos y no centralmente en Sindicatos donde hay miles de afiliados y cientos de establecimientos. Además en los Sindicatos se establece la obligación de contar con una afiliación de seis meses, por lo que es ridículo hacer otro artículo legal para imponer la antigüedad que ya estaría contemplada por la misma afiliación, no se puede distinguir donde la ley no lo hace.

Los trabajadores no se amedrentan

Unos 100 compañeros fueron hasta el lugar de votación, desestimando el dictamen trucho del Ministerio “amigo de Pedraza”. El Sindicato mandó a un Don Nadie y el Ministerio a un “veedor” que entró a la fábrica de la mano del jefe de la patota verde. Los trabajadores estaban de pie. Las obreras volvieron a estar al frente. Los compañeros se formaron ordenadamente a esperar a la patota. Adentro y fuera de la fábrica (con la ayuda de los compañeros de la juventud del PTS), los trabajadores pegaron cientos de afiches con el rostro de Mariano Ferreyra que decían “No al fraude y las patotas” “Todos somos Mariano Ferreyra”. Las compañeras se colgaron el afiche en el pecho y con esa moral fueron a la pelea.

En este marco, unos 20 verdes bastante temerosos y con poca decisión, lograron llevar a un “contratado” al que sólo le falta la camiseta con la inscripción “soy barra brava”. La patota se encontró con un cordón humano de trabajadores dispuestos a no dejarse pasar por arriba. Poco antes de las 6 de la mañana, la Verde montó su última provocación: el “Presidente de Mesa” puesto por Daer consideró que las elecciones debían suspenderse y el “veedor” del Ministerio tomó en común la misma decisión. El “presidente” rompió la urna antes de irse (en el turno donde la burocracia esperaba un resultado favorable, 100 votos eran para la interna antiburocrática y 49 para la Verde)

La Verde salió derrotada

La mayoría de los contratados ni se acercó al lugar de votación. La interna va a encarar una lucha contra esta nueva modalidad fraudulenta, por la efectivización de los obreros contratados y contra el fraude laboral sin el cual estas maniobras no podrían llevarse a cabo.

Ahora la pelea deberá seguir, en esta fábrica con tradición de lucha, de triunfos y derrotas. Los obreros ganaron esta primera batalla.
Se viene una gran pelea. Los compañeros ya derrotaron las avanzadas anteriores de la patronal y la burocracia y van a hacerlo nuevamente.

Temas Relacionados: Movimiento Obrero









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota