logo PTS

Actualidad

SI GANA MACRI, ¿SE ABRE UNA NUEVA ETAPA PARA LAS ‘FÁBRICAS RECUPERADAS’?

Las empresas recuperadas y el ballotage

Ante la segunda vuelta y un posible triunfo de Macri, comienza la discusión sobre el futuro de los obreros sin patrón.

Lucho Aguilar

14 de junio 2007

‘Las empresas recuperadas en su propio ballotage’. Así tituló Página 12 un análisis sobre la situación de las cooperativas obreras ante la segunda vuelta porteña. La pregunta es qué va a pasar con la Ley 1529, que ordena la expropiación de los inmuebles de Brukman, Ghelco, Chilavert y otras fábricas. Según el diario oficialista, la ley podría caducar en 2008 y los trabajadores correrían peligro. Entonces se suma a la campaña: “Daniel Filmus ya se comprometió a reglamentarla, pero Macri analizaría caso por caso”.

Desde el PTS criticamos en su momento la ley. Es que, si bien alejaba por un tiempo el peligro del desalojo, funciona como un operativo para hacer pagar las expropiaciones a los trabajadores (el dinero va a parar a los concursos y quiebras de cada empresa). Y también para ‘ganar tiempo’. Porque - Página 12 no lo aclara - el Estado ‘otorga’ los inmuebles a los trabajadores, pero lo hace por venta directa y bajo derecho real de hipoteca. O sea que los 30 millones de pesos que cita el diario los deberán pagar, en definitiva, los trabajadores. Si no pagan las cuotas semestrales, pueden perder las fábricas.

El progresismo y las fábricas. La discusión que se plantea entonces es ¿si triunfa el ‘voto conservador’ a Macri, se abre una nueva etapa para las gestiones obreras?

Lo primero que hay que decir es lo que hizo el ‘progresismo’ durante estos años. Ibarra buscó cerrar la etapa abierta en el 2001, con el disciplinamiento de los sectores más radicales, que tuvo como hito el violento desalojo de Brukman. Esta medida fue defendida por el gobierno de Ibarra-Telerman-Filmus, con la complicidad de Kirchner.

La ley 1529 (llamada Ley Kravetz por el diputado kirchnerista que la redactó, aunque recibió el apoyo de los macristas) apuntaba a cerrar esa etapa. Fueron Ibarra y Telerman los que ni reglamentaron la ley, ni tampoco depositaron las ‘indemnizaciones’ de cada expropiación.

En definitiva, el ‘progresismo’ que viene gobernando, ni dejó firmes aún las expropiaciones definitivas, ni dió respuesta a los trabajadores del Bauen, ni a las necesidades más elementales de los compañeros. Hoy muchas cooperativas obreras trabajan como tercerizadas de grandes marcas, con salarios menores a los mínimos de cada gremio. Por eso, el pedido de apoyo del progresismo porque ‘se viene la derecha’ parece una broma de mal gusto.

Coordinarse, de manera independiente. No se puede descartar que el posible gobierno de Macri sea más duro contra las ‘empresas recuperadas’, que los ataques sean más directos.

Pero para los compañeros de las ‘empresas recuperadas’ no se trata de elegir entre los candidatos de los partidos patronales, optar por el mal menor. Durante estos años, los movimientos (MNER y MFRT) han llevado a los trabajadores a apoyar a los políticos patronales, y los resultados han sido nefastos. Visto de esa manera, cualquier apoyo a Filmus debilitará la lucha contra el posible gobierno de Macri en la Capital. La organización independiente del Estado y los políticos patronales, como levantan los obreros de Zanon y encarnaban los encuentros de fábricas ocupadas, siguen siendo la clave para defender las conquistas y conseguir los reclamos pendientes.

El intento de aplicación de la Ley Morando (diputado macrista) para devolver el Hotel Bauen a sus antiguos dueños, será uno de los primeros conflictos.

Por eso, la lucha no puede ser corporativa. Hay que superar los estrechos límites de cada ‘empresa recuperada’ para retomar el camino de la unidad. Con la comunidad como lo hicieron en el 2001, pero sobre todo con los nuevos sectores obreros que han salido a la lucha en estos años. Coordinarse, no sólo para rechazar cualquier ataque o intento de desalojo, sino para conquistar la expropiación definitiva y sin pago; subsidios para la producción; garantía salarial a cargo del Estado; lo mismo que obra social, jubilación y beneficios sociales para todos los trabajadores.

Prensa

Virginia Rom 113103-4422

Elizabeth Lallana 113674-7357

Marcela Soler115470-9292

Paola Balma116693-2837

Temas relacionados: