logo PTS

Mundo Obrero

Dos trabajadores del Indec llevaron donaciones a Tartagal

Hace unos días dos compañeros del Indec viajaron a Tartagal para llevar las donaciones que hicieron trabajadores de distintos organismos. En Indec se realizaron dos exitosas jornadas en las que se juntaron una gran cantidad de donaciones.

PTS

19 de marzo 2009

Hace unos días dos compañeros del Indec viajaron a Tartagal para llevar las donaciones que hicieron trabajadores de distintos organismos. En Indec se realizaron dos exitosas jornadas en las que se juntaron una gran cantidad de donaciones. Muchos trabajadores del Instituto trajeron sus aportes felicitándonos por la iniciativa y también colaboraron vecinos de la zona. Nos parece importante destacar que muchas personas vieron con optimismo, no sólo que fuera un sindicato el que tome en sus manos la recolección de las donaciones, sino que fueran ellos mismos los que la llevaran directamente a los afectados sin intermediación del gobierno.

Realizamos un reportaje a Claudio de la agrupación Marrón, que nos cuenta la experiencia.

¿Cómo fue la experiencia de llevar ayuda a Tartagal?

Fuimos con un compañero de la junta interna de ATE-Indec a llevar las donaciones recogidas en nuestro Instituto y otros organismos del Estado. Se juntó leche en polvo, alimentos, ropa, elementos de limpieza, medicamentos, pañales, etc. En Tartagal nos recibió el Secretario General de ATE, llevamos la mercadería al local gremial y ellos se comprometieron a distribuirlas.

En cuanto al lugar, el desastre realmente impacta. La verdad, es desolador. Este alud ha dejado a muchas familias sin casa, algunas han quedado en pie pero han perdido todo el mobiliario. Toda esta situación pude comprobarla al recorrer el lugar y hablar con la gente. Uno llega con muchas ganas de colaborar y te desilusiona ver que las donaciones no las distribuyen a toda la gente; escuchando los comentarios de ellos me enteré que la mercadería que llega no es distribuida en su totalidad; cuando van a los lugares de distribución (el gobierno, el ejército, gendarmería, Cáritas y otras organizaciones) se encuentran con que los depósitos están llenos pero reparten poco y nada. La gente se queja del “amiguismo”, del robo. Comentaban el caso de un gendarme que se llevó a su casa ¡3 camiones de mercadería! Todos saben que si hacen la denuncia no pasa nada, así que ellos mismos tuvieron que tomar una decisión: “o entregás las cosas o te saqueamos tu casa”. Y de esta manera pudieron obtener lo que necesitan.

Además, hay que aclarar que no es la primera vez que padecen necesidades. Las están sufriendo desde hace rato. Hay familias numerosas que lo han perdido todo, por eso te encontrás con pintadas en las paredes de Cáritas, por ejemplo, que piden que se entreguen las cosas a todos los que necesiten, más allá de los afectados por el alud.
Por todos estos problemas y lógica desconfianza hacia el gobierno y las organizaciones que están a cargo de la “no-distribución” es que los trabajadores del Indec hemos decidido llevar las donaciones personalmente y, a cada paso, con cada persona que he hablado, les he avisado que en el local de ATE había mercadería para ellos y que vayan a solicitarla.

Prensa

Virginia Rom 113103-4422

Elizabeth Lallana 113674-7357

Marcela Soler115470-9292

Paola Balma116693-2837

Temas relacionados: