Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
17 de noviembre de 2017

La Verdad Obrera N° 526

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

REDES DE TRATA

Algo huele mal en Tucumán

13 Jun 2013 | Por Pan y Rosa y la JPTS   |   comentarios

En la Banda del Río Salí, barrio obrero tucumano, casi no hay cloacas y las que existen tienen pérdidas por donde salen a borbotones desperdicios que inundan el tránsito común del pueblo trabajador.

En la Banda del Río Salí, barrio obrero tucumano, casi no hay cloacas y las que existen tienen pérdidas por donde salen a borbotones desperdicios que inundan el tránsito común del pueblo trabajador. Pero no es de ahí de donde sale la pestilencia que recorre la provincia. En el centro de la ciudad, barnizada por arquitectura francesa, a pocos metros de la Legislatura, se encuentra uno de los prostíbulos “vip” que el domingo pasado hizo conocido el programa de Lanata. Vip porque allí van desde los legisladores hasta los jerárquicos de La Alumbrera (emprendimiento minero mega contaminante del que participa la UNT).

La impunidad con la que se manejan los gobernantes es descarada y se hace cada vez más evidente que son aliados de los clanes mafiosos ¿Sino cómo se explicaría que hace años que la mafia de los Alé maneja el juego, la trata y la prostitución de la provincia? fueron precisamente los jueces de Alperovich los que hace 6 meses ABSOLVIERON en un fallo nefasto a los secuestradores de Marita. Tampoco el gobernador se esmeró en disimular que no tiene ninguna intención de desmantelar las redes de trata. De hecho, ante las denuncias del programa de Lanata, declaró que cuando se cierra un prostíbulo “se abre otro” en otro lado.

Es que la década K, justamente se inició con el secuestro en 2002 de Marita, cuando Alperovich era Ministro, lo que muestra que en estos años hubo absoluta impunidad, no sólo por Marita, sino por Paulina Lebbos y decenas de casos más. La confianza de Susana Trimarco de no denunciar al gobierno, pensando que de esta manera colaborarían en acabar con las redes de trata, se ha mostrado un fracaso.

Por su parte, el diputado Casañas (UCR) denuncia al oficialismo como único responsable de este flagelo. Lo que la UCR no explica es cómo durante años en Catamarca, el gobernador radical Brizuela del Moral, no tomó ni una sola medida para terminar con la prostitución y la trata justamente en la provincia que, junto a Tucumán, funciona como fuente de mujeres secuestradas para la esclavitud sexual.

La Fundación de Susana Trimarco, criticando al programa de Lanata, dijo que la solución es buscar pruebas y hacer juicios, pero mientras se investigue y se enjuicie “junto” al Estado, volveremos a ver absoluciones, porque justamente el Estado, a través de sus funcionarios políticos, judiciales y la misma Policía, es el que les da garantías a los proxenetas y mafiosos ¡no van a ir contra ellos mismos! Por eso fuimos parte de la marcha que espontáneamente convocó a miles a salir a la calle contra el fallo absolutorio, denunciando la complicidad de jueces, policías y funcionarios.

El odio que generó el fallo tenemos que canalizarlo contra este régimen que somete a las mujeres a la esclavitud sexual. Desde Pan y Rosas Tucumán y la Juventud del PTS llamamos a poner en pie comisiones de mujeres en todos los establecimientos, fábricas, facultades y lugares de estudio que sirvan para organizar la lucha independiente del gobierno y la oposición patronal, por el desmantelamiento de todas las redes de trata y prostitución, por el juicio y castigo a los responsables de la desaparición de Marita y los asesinos de Paulina y de todas las víctimas de estas mafias.

Porque en Tucumán lo que huele mal es el régimen, que está podrido.

Temas Relacionados: Mujer , Tucumán









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota