Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
22 de junio de 2017

La Verdad Obrera N° 493

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

SEIS AÑOS SIN JULIO LÓPEZ

Un monumento a la impunidad 

20 Sep 2012   |   comentarios

18/09/2012 -Myriam Bregman en Visión 7 [clic acá para ver ampliado]

  • Audio: Entrevista a Bregman [Ernesto Tenenbaum - "El club de la tarde" - Mitre] Parte I


  • Audio: Entrevista a Bregman [Ernesto Tenenbaum - "El club de la tarde" - Mitre] Parte II



Quienes luchamos junto a Julio López para encarcelar a Etchecolatz y desde hace seis años exigimos su aparición con vida, tuvimos que enfrentar muchísimas cosas. Si hacemos una línea de tiempo con lo que escuchamos y padecimos de parte de funcionarios políticos y judiciales, es increíble todo lo acumulado en una misma causa.
Cuando, por ejemplo, Néstor Kirchner dijo en 2006 que este secuestro estaba relacionado con grupos policiales o parapoliciales, nos preguntamos qué pasó, ya que a seis años no hay una sola persona presa de esos grupos. Peor aún, ni un solo imputado.
También padecimos declaraciones judiciales que iban desde las que lo daban por muerto hasta las que aseguraban que era inminente su encuentro.

Y ni hablar de Cristina Kirchner que jamás mencionó en ninguna de sus apariciones públicas a Julio López.

En seis años pasamos por todo tipo de manipulaciones con el único objetivo de desviar la mirada de lo principal: que para encontrar a Julio había que avanzar sobre La Bonaerense, algo que no se hizo ni se quiere hacer. ¡Incluso, actualmente enfrentamos una denuncia que nos hizo la familia y sus abogados! 

En las primeras horas tras la desaparición, funcionarios como Aníbal Fernández decían “no descartamos ninguna hipótesis”. Cada vez que dicen esto significa que no se va a seguir ninguna. En una investigación deben descartarse hipótesis y seguir las más verosímiles. Desde Justicia Ya! a las dos horas de la desaparición ya teníamos una hipótesis y decíamos dónde había que buscar. Los únicos rastros firmes en todos estos años indican que no nos equivocábamos: había que ir a La Bonaerense, a las relaciones entre retirados de esa fuerza implicados en el testimonio de Julio y funcionarios actuales, incluidos miembros del Ejército. 

Pero se tomó todo de forma burlesca. Se buscó con perros, y cuando no encontraron nada se les echó la culpa diciendo que no estaban preparados. Aunque asombre todo eso es real.

En el penal de Marcos Paz, donde se alojan muchos represores, hubo más de una inspección. Incluso con ellos avisados se encontraron cosas importantes. Pero hay que recordar que nos enteramos de ese operativo por un cable de Télam. Es decir que una inspección supuestamente secreta, motivo por el cual a las querellas no nos daban intervención, fue anunciada un rato antes por la agencia de noticias oficial. 

Por eso es importante recordar hoy qué cosas dijeron los funcionarios en ese momento, incluido el propio Kirchner. Ellos sabían de qué se trataba.
La causa de Julio López se convirtió en un paradigma de todas las causas en las que están involucradas las fuerzas represivas. Hace unos días se conoció un informe de una comisión de senadores de la Provincia sobre el Caso Candela. Allí se ve un paralelismo con el Caso López, donde primó el intento de dejar bien parada a la Bonaerense borrando los rastros de su relación con el crimen organizado y el narcotráfico.

El Caso López puso en evidencia un modus operandi de las fuerzas represivas del Estado. Las que, por supuesto, pueden quedar impunes ya que desde el poder político, tanto de Scioli como de la Presidente, existe la decisión de seguir protegiendo a esa fuerza de ocupación de los barrios populares, presta para actuar cuando se la necesite en defensa de multinacionales como Kraft y para reprimir a sus obreros. Como la necesitan la encubren, sea en casos de gatillo fácil o en crímenes políticos como éste. 

Hoy la política de seguridad oficial, cada vez más reforzada, hace que de Julio López se hable menos aún. 

Primero se apartó a la Bonaerense y ahora a la Federal de las pericias telefónicas. Las doce brigadas de la Federal que Aníbal Fernández tenía “buscando” a Julio López no sólo no lo encontraron sino que ni siquiera hicieron entrecruzamientos de llamadas. Hay pruebas que ya no se recuperan, que se perdieron. Pero otras son indelebles, como las llamadas telefónicas. Estamos pidiendo que al menos se haga un cruzamiento serio de llamadas. Algo elemental que, sin embargo, nunca se hizo.

Nuestro lugar de lucha y denuncia siguen siendo las calles. En La Plata proponen declarar a Julio López ciudadano ilustre, pero él enfocaba esta lucha desde otro lado. Él le puso el cuerpo a esta pelea.

Nosotros seguiremos poniendo el cuerpo hasta saber qué pasó con Julio y quiénes son los responsables de su secuestro. Con esa fuerza y convicción estuvimos este martes, bajo la lluvia, en La Plata, en Capital y otras ciudades del país, exigiendo su aparición con vida, el juicio y castigo a los responsables, y denunciando el encubrimiento cómplice del gobierno.


Una vez más ocupamos las calles

Desde el 18 de septiembre de 2006 los organismos de derechos humanos independientes, la izquierda y decenas de organizaciones obreras, estudiantiles y sociales salimos a la calle más allá de las inclemencias climáticas, para enfrentar el vendaval de impunidad descargado por la Justicia y el gobierno K.

Una vez más este martes marchamos en Capital, La Plata y otras ciudades del país denunciando la complicidad del kirchnerismo que, borrando a Julio López de la agenda pública con la ayuda de los medios, garantizó la impunidad de los secuestradores y convirtió al caso en un verdadero monumento a la impunidad.

En La Plata más de 2.000 personas marcharon de Plaza Moreno a Plaza San Martín, leyendo frente a la Gobernación un documento elaborado por la Multisectorial de La Plata, Berisso y Ensenada. En Capital, el Encuentro Memoria, Verdad y Justicia se concentró en el Congreso, donde realizó un acto denunciando también la trama de complicidades durante estos seis años.

En Rosario, Córdoba y otras ciudades el reclamo fue el mismo: “Aparición con vida, el gobierno es responsable”. En todas las movilizaciones el PTS y su Juventud participó con importantes columnas de compañeras y compañeros.

Otro aniversario sin que desde el gobierno nacional se mencione siquiera a López. Otro año más en el que gritamos bien fuerte ¡Jorge Julio López, Presente!

Temas Relacionados: Libertades Democráticas , Nacional









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota