Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
18 de septiembre de 2018

La Verdad Obrera N° 273

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

Revuelta en Haití

17 Apr 2008   |   comentarios

Desde el pasado 3 de abril se vienen produciendo en Haití masivas movilizaciones en distintos puntos del país en contra del aumento de los precios de los alimentos básicos.

Las movilizaciones espontáneas que habían comenzado en la sureña ciudad de Les Cayes fueron reprimidas brutalmente por la Policía Nacional y las tropas de Cascos azules de la Misión para la Estabilización de Haití (MINUSTAH, por su sigla en inglés). El comunicado del Primer Ministro que acusó de los disturbios a pandillas de narcotraficantes, no hizo más que enardecer los ánimos del pueblo pobre y extender las manifestaciones por las principales ciudades del país. Así, el día 4 de abril, en Cayes Gonaives, Jeremie, Petit- Goave y Puerto Príncipe, la capital, la población se levantó no sólo contra el ¡Hambre! sino también exigiendo la renuncia del presidente Preval y el retiro de las tropas de la ONU. La “crisis del hambre” ha provocado la renuncia del Primer Ministro vía el parlamento. Desde el lado del pueblo pobre y trabajador, el saldo es de 5 muertos y decenas de heridos, algunos de ellos de extrema gravedad.

Los socialistas revolucionarios manifestamos nuestro más enérgico repudio a la represión de los cascos azules integrada por tropas latinoamericanas de Argentina, Chile, Brasil, Uruguay y Bolivia. El “Batallón Uruguay” ha sido señalado por distintas organizaciones de DD.HH. como el principal protagonista de esta represión.
A la vez, llamamos a solidarizarnos junto a todas las fuerzas que se reclaman democráticas y antiimperialistas del continente con la lucha del pueblo de Haití que viene sufriendo y es víctima del más cruel saqueo y opresión de parte del FMI, las transnacionales, los gobiernos de turno; sostenidos todos ellos por la fuerza de ocupación de la ONU.

Denunciamos el hipócrita discurso de Cristina Kirchner, Lula, Tabaré y Evo que justifican la presencia de tropas latinoamericanas en suelo haitiano para llevar la “democracia, el desarrollo y la estabilidad” a nuestra nación hermana. Las tropas de la MINUSTAH sólo han llevado represión, abuso sexual hacia mujeres y niñas de los barrios más pobres y corrupción. Actúan como una verdadera fuerza de ocupación al servicio de los intereses de la gran burguesía haitiana.

Luego de días de silencio y de que una importante manifestación se dirigiera al Palacio Presidencial a pedir la renuncia del Presidente Preval, éste finalmente se dirigió con un discurso a la población. Allí reconoció que la situación del país es: “producto de veinte años de políticas equivocadas”. El cinismo acá ya no tiene parangón. ¡Como si Preval no hubiera tenido nada que ver con la política haitiana de los últimos años! René Preval, que se hacía llamar el “padre de los pobres” y es dirigente del centroizquierdista movimiento Lavallas, es quien administra la alianza de banqueros, transnacionales maquiladoras y es el principal responsable del saqueo de Haití en los dos últimos años.

Al cierre de esta edición las tropas de la MINUSTAH imponen el terror con sus tanques y armas en las poblaciones más pobres del territorio.
Ya queda más que evidente que la solidaridad latinoamericana no puede venir de la mano de los Lula, Cristina, Evo ó Tabaré. La verdadera solidaridad pasa por que los trabajadores y campesinos latinoamericanos nos movilicemos en solidaridad con el pueblo de Haití para expulsar al imperialismo del continente y sacarse de encima a gobiernos títeres como el de Preval y el retiro inmediato de las tropas de la ONU.

Temas Relacionados: Internacional









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota