Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
23 de octubre de 2017

Elecciones

Reportaje a Celia Martínez, obrera de Brukman. Diputada en las listas del PTS

Los obreros tenemos que hacer nuestra política

14 Jul 2003   |   comentarios

¿Por qué se postula como primera candidata a diputada nacional en las listas del PTS?
Para mí es importante, más que nada, el tema de participar en una lista electoral a título personal y como extrapartidaria de un partido que siempre apoyó la lucha nuestra, porque estoy convencida que los obreros tenemos que empezar a hacer política. Y lo que me parece a mí es que tenemos que construir una herramienta desde los obreros, empezar a construir una herramienta para apoyar y para ayudar en todo lo que sea la lucha de clases. Me parece que es necesario. No podemos dejar que sigan siendo siempre los mismos, que quede todo en manos de los “doctores”. Ya ahora estamos en otra época, intentando que la política se cambie y pienso yo que ya no se tiene que decir “sí doctor, hágalo usted doctor, porque tiene razón”. Ya no va más eso. Me parece que los obreros tenemos que tomar el toro por las astas y empezar a hacer política para defendernos a nosotros mismos de todo lo que nos rodea. Y no me refiero a estos grandes burócratas sindicales que en pos de defendernos supuestamente a nosotros y hablar del trabajo, siempre tienen candidaturas ellos. Estos señores que en definitiva no son más que nosotros. Son nuestros pares, pares que nos traicionan. Por eso van siempre en listas con políticos como Ibarra, el que hoy está impidiendo por todos los medios que pase a nuestras manos la fábrica que nosotros mismos mantuvimos y pusimos a producir.
No me pareció nada bien que los compañeros del MAS y el PO no hayan querido hacer el frente de trabajadores que ustedes del PTS les propusieron. Hubiera sido muy bueno, y la verdad no entiendo bien por qué no se dio. En la fábrica se dio una gran discusión en este punto, el de que salgamos a hacer política en todos los terrenos, incluso el electoral. Lamentablemente hay muchas compañeras que todavía no entienden la necesidad de esto, de construir nuestra propia herramienta política. Por eso yo acepté la candidatura a título personal, pero quiero y voy a seguir insistiendo, hoy, mañana y después de estas elecciones, en tratar de convencerlos en que si nosotros como trabajadores no hacemos nuestra propia política, eso lo van a seguir haciendo los que defienden los intereses de los Jacobo Brukman.
¿Qué se propone decir en esta campaña electoral?
Que si tuviésemos esa herramienta propia de los trabajadores, la cosa cambiaría. Creo que los obreros tenemos capacidad para avanzar políticamente en todo sentido. Si nos lo proponemos, podemos. Se vio en todo este año y medio que nosotros estuvimos tomando la fábrica y poniéndola a producir. Eso también fue un paso que dimos, que parecía imposible, pero lo hicimos: avanzamos como productores natos, como si fuera algo que siempre hicimos, cosa que nunca habíamos hecho, manejar una fábrica económica y productivamente, nunca lo hicimos, no teníamos idea cómo se hacía. Nos lo propusimos y lo hicimos. Así que me parece que avanzar políticamente también se puede. Si se quiere, realmente se puede. Más en los tiempos que vivimos, que la CGT no apoya para nada a los obreros, los políticos siempre tiran para atrás, nunca avanzan para los temas de nuestra clase. Así que me parece que los obreros tenemos que tomar la política en nuestras manos.

¿Cómo se imagina una bancada de los trabajadores?
A mí me parece que si los trabajadores accedemos a una banca en el Congreso o en la Legislatura no es para decir “bueno, estamos acá sentados y nos atornillamos”. No, todo lo contrario. Me parece a mí que acceder a una banca significaría tener una tribuna para denunciar todo lo que está en contra de nuestra clase y el pueblo, todo lo que pueda hacernos desfavorable a los trabajadores, como denunciar a los corruptos, los patrones vaciadores, las políticas patronales del gobierno. Sabemos que los que están en los poderes siempre llevan las de ganar, siempre están a favor de seguir vaciando empresas, vaciando el país. Que nosotros, trabajadores, podamos estar en alguno de estos lugares, sería más que nada para eso, para poder denunciar y organizar a nuestra propia clase a salir a la calle y luchar por lo que los trabajadores necesitamos, herramientas para seguir adelante, para organizarnos. Decir la verdad, que ese camino es el único que nos va a poder salvar, no a unos pocos, sino a todos los hacemos mover al país. Por ejemplo me parece que con una bancada obrera tendríamos más facilidad para apoyar y ayudar casos como el de Brukman, LAPA y otras luchas que en este momento se están llevando adelante. Por ejemplo en el tema de las fábricas recuperadas se necesita una ley de expropiación definitiva. A mí me parece que con una herramienta en poder de los obreros y desde una bancada obrera se podría hacer mucho para estas luchas, para resolver estos problemas y los del resto de los trabajadores.

El PTS utiliza esta campaña para decir que hay que mantener viva la lucha del 19 y 20 de diciembre, ¿qué opina?
Estoy de acuerdo con todo. Nosotros, en Brukman, somos de alguna manera producto de eso. Nosotros nos quedamos adentro de la fábrica el 18 de diciembre (de 2001) y ya enseguida pasó el 19 con el estado de sitio, echar a Cavallo, el 20 con todo lo que pasó, echar al gobierno. La muerte de muchos chicos... Nosotros mismos en el medio de todo ese desastre en el Congreso, porque justo habíamos tenido una conciliación en el Ministerio de Trabajo y estuvimos en medio de todo eso, y la relación con las asambleas y los estudiantes fue lo primero que tuvimos como apoyo. Desde el primer minuto que nos quedamos en la fábrica las asambleas y los estudiantes se acercaron. Esto hizo que pudiéramos avanzar, porque nosotros estábamos encerrados detrás de las rejas de las puertas de la fábrica y no sabíamos qué hacer. Esta relación con estudiantes y asambleístas, y de partidos como el PTS, fue la que nos hizo avanzar y darnos cuenta del momento que estábamos viviendo. Podemos decir que todos nosotros fuimos paridos el 19 y 20 de diciembre, y tenemos que impedir que Ibarra y los otros nos hagan olvidar de eso. No los tenemos que dejar.

¿Qué más se le ocurre plantearles a los lectores de La Verdad Obrera?
Eso, que los obreros somos capaces de producir sin patrones, somos capaces de manejar nuestro propio trabajo; así que me parece que si podemos mantener las fábricas en pie, la producción sin patrones, mantener nuestro sueldo, nuestro salario, un salario más elevado que el que paga cualquier patrón, si podemos garantizar todo eso, yo pienso que los obreros podemos también manejar el país. Eso, nosotras como trabajadoras, lo demostramos durante más de un año y medio, y pienso que eso se puede. Que con voluntad y trabajo, con la lucha hasta el final, se puede manejar una fábrica, manejar un país, se pueden hacer muchísimas cosas. Por eso necesitamos nuestra propia herramienta política.

Temas Relacionados: Elecciones









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota