Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
20 de febrero de 2019

La Verdad Obrera N° 450

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

Avance de la izquierda en la Ciudad de Buenos Aires

27 Oct 2011   |   comentarios

La difícil ingeniería del electorado porteño que apeló al corte de boleta y a un reemplazo del voto de un opositor a otro, no deja de confirmar la tendencia que analizamos en el largo proceso electoral que llevó a Macri a ganar la Jefatura de Gobierno. En un marco de conformismo social y crecimiento del consumo, el resultado de las elecciones es una nueva demostración de que la Capital es el distrito de los fenómenos efímeros, de la disgregación de la oposición al gobierno nacional y de una agenda con grandes puntos de acuerdo que unen al kirchnerismo con el oficialista PRO. Los agradecimientos públicos de Cristina al jefe porteño quien la felicitó por el resultado marcan la tónica de una relación cada vez menos antagónica mientras compiten por la militarización de las zonas pobres de la Ciudad cada vez más desgarrada por las agudas desigualdades sociales, la de los 500.000 sin acceso a un techo y la de los talleres clandestinos.
Los fríos números

Mientras que la fórmula presidencial de CFK sacó un 35% subiendo 6 puntos con respecto a las primarias (no así en diputados donde obtuvo un 29% muy probablemente por el apoyo de una parte de los votos del macrismo), la fórmula de la centroizquierda sojera de Binner fue la que más capitalizó en esta oportunidad el voto opositor alcanzando casi un 28%, duplicando el resultado de las primarias y quedándose con parte de los 12% puntos que perdió Duhalde (que pasó del 22% el 14 de agosto al 10% en estas), y una franja de la CC. Por si hiciera falta otra comprobación de que la “centroizquierda” no es un fenómeno orgánico está la diferencia de 11 puntos entre la fórmula presidencial de Binner con su lista de diputados que encabezó el recientemente electo Claudio Lozano.
Este corte de boleta Binner-Pinedo permitió que la lista del PRO se alzara con el segundo lugar en diputados con casi un 20% de los votos. El resto de las fórmulas como la de Alfonsín y Rodríguez Saá, salieron más o menos igual mientras que la Coalición Cívica sigue su tendencia a la entropía.

Un párrafo aparte merece la abrupta caída de Proyecto Sur quien, sin referencia nacional por no haber pasado las primarias, sacó un módico 1,77%. Después de haber adoptado parte de la agenda de “seguridad” en las elecciones del 10 de julio y negociar hasta último momento una alianza con Binner, esta fuerza que llegó a obtener 8 bancas en la Legislatura porteña en el 2009, terminó de dilapidar su base electoral.

Gran resultado del FIT

Como a nivel nacional, el gran resultado del FIT en la Capital demuestra la persistencia del voto a la izquierda con el apoyo de amplios sectores de trabajadores y jóvenes que se identificaron con el programa expresado en los spots y en la campaña militante que desarrollamos en los lugares de trabajo, en facultades y en las calles. El salto entre la elección Ejecutiva del 10 de julio y las elecciones primarias lo explica en parte, la pérdida de apoyo de la centroizquierda de Proyecto Sur. Lejos del “voto milagroso” fue una demostración de que hay mucho más a la izquierda del kirchnerismo que una centroizquierda impotente. Con el 3.3% de los votos, apenas unas céntimas menos que en las primarias y 5.6% a diputados, el resultado obtenido nos dejó a unos pocos votos de entrar a la Cámara de diputados.
En este último tramo de la campaña sacamos decenas de volantes dirigidos a cada uno de los sectores centrales desde donde venimos aportando al desarrollo de corrientes clasistas con nuestras agrupaciones y el periódico Nuestra Lucha: en el Subte, aeronaúticos, telefónicos, el puerto, las fábricas de la alimentación, la UOM y textiles, en el Indec, el Garrahan y decenas de dependencias estatales y escuelas. La Juventud del PTS participó activamente en la campaña, llegando a miles de estudiantes con proyecciones, charlas y diversas actividades en facultades y colegios.
Además hizo suyo el desafío de llevar las propuestas del FIT a los trabajadores como en Aeroparque, el Subte, el Ferrocarril, entre otros lugares de trabajo.

Transformar el apoyo electoral de decenas de miles de trabajadores y estudiantes en una fuerza militante de miles en las principales concentraciones obreras y estudiantiles que se prepare para los enfrentamientos de clase por venir, es el verdadero desafío que tenemos por delante.

Temas Relacionados: Ciudad de Buenos Aires









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota