PTS
Partido de los Trabajadores Socialistas
    Buenos Aires   |  1ro de julio de 2022
Facebook
Twitter
Instagram
 
Cuando la ficción parece un crudo documental
24 Apr 2008 |

Suele decirse que la realidad supera a la ficción. Sin embargo, en este caso, la ficción se asemeja bastante a la más cruda realidad. Vidas Robadas, la nueva telenovela de Telefé tiene poco de ficción. Pan y Rosas habló con uno de sus guionistas, Marcelo Caamaño: “Me interesan estos temas y me interesa que la televisión sea un vehículo para algo más que entretener. Nosotros fabricamos entretenimiento pero si en ese producto se puede traficar algo que nos sirva para aportar en una causa más abarcativa a nivel social, mejor.”

Fue así como surgió Vidas Robadas, que narra varias historias en donde se entrelaza también la de Susana Trimarco y la búsqueda de su hija Marita Verón. “Ví que ahí teníamos un tema muy sensible para tratar, con todos los condimentos del género del melodrama y que podíamos llevarlo adelante con inteligencia y sensibilidad.”, dice Marcelo. Y agrega: “Siento que hay mucho por hacer y a la vez siento que todo lo hecho todavía no alcanzó para nada.”

Dice que la trata de mujeres para la explotación sexual es “una aberración como tantas otras y que en este mundo tan hipercomunicado es increíble que nos cueste aceptarlo y derribarlo. Hay amigos de la vida, del barrio, del trabajo que me miraban con ojos azorados cuando les contábamos anécdotas que traduciremos en ficción, pero que son absolutamente reales.” Y aunque sueña también con escribir el guión para un comedia brillante, reconoce que le gusta escribir este tipo de guiones basados en dramas reales. “La consecuencia de este tipo de trabajos es que querés seguir por acá porque ves los frutos. Si una chica que ve la novela se da cuenta que el trabajo que acaba de aceptar esconde una trampa y se salva por eso... y ¡ya no podes pensar igual!”

La historia de amor de Vidas Robadas –algo que, en este género televisivo, suele ocupar el lugar central en el argumento- queda relegada para ceder protagonismo a la cruda realidad de la trata de mujeres para la prostitución. Esta decisión generó muchas críticas del periodismo de espectáculos. Y hoy, con el relanzamiento del ciclo de Tinelli en Canal 13, arrecian los rumores sobre el posible levantamiento de Vidas Robadas ya que Telefé no quiere competir en el ráting con Bailando por un sueño. Tantas críticas y rumores generaron la reacción de las organizaciones que luchan contra la trata de personas, que lanzaron una campaña por correo electrónico de apoyo a la telenovela. Es que allí están los personajes de Vidas Robadas, mostrando lo que muchos no quieren ver… empresarios ricachones que lucran con las mujeres pobres, familias trabajadoras despedazadas por la desaparición de sus hijas, policías cómplices y funcionarios corruptos que son parte de las redes de prostitución.

Una hora diaria de esta televisión hipócrita que, las veintitrés horas restantes, se regodea en degradar a las mujeres, tratándolas como meros objetos sexuales y burlándose del estereotipo de “tonta y bonita” que la misma TV ayuda a crear. Pero si en este negocio de la televisión hay espacio para estas “vidas robadas” es porque la cruda realidad ya no puede dejar de mencionarse y se impone por la fuerza, obligando a denunciar las miserias de este mundo que “la caja boba” bien querría ocultar detrás de los cuerpos “perfectos” y los chistes fáciles que toman de punto a las mujeres y que son lo que verdaderamente abunda en los medios.

 

Ver online | Ir a www.pts.org.ar



Redacción de la Verdad Obrera: [email protected]
La Rioja 853 - Ciudad Autónoma de Buenos Aires - C1221ACG - Argentina / Te.: (54-11) 4932-9297