Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
19 de octubre de 2017

La Verdad Obrera N° 587

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

Nueva etapa de La Verdad Obrera y nuestros desafíos

25 Sep 2014   |   comentarios

Desde el PTS lanzamos hace 10 días, con un gran éxito y enorme repercusión, la edición de La Izquierda Diario, el primer diario digital de la Izquierda en Argentina y Latinoamérica (ver contratapa). Dimos un gran paso adelante en la renovación de todos los medios audiovisuales y su integración. Ahora queremos lograr lo mismo con el nuevo La Verdad Obrera que tenés en tus manos. Vamos por una mejora sustancial de nuestro periódico (...)

Desde el PTS lanzamos hace 10 días, con un gran éxito y enorme repercusión, la edición de La Izquierda Diario, el primer diario digital de la Izquierda en Argentina y Latinoamérica (ver contratapa).
Dimos un gran paso adelante en la renovación de todos los medios audiovisuales y su integración. Ahora queremos lograr lo mismo con el nuevo La Verdad Obrera que tenés en tus manos. Vamos por una mejora sustancial de nuestro periódico impreso. Queremos que los dirigentes obreros, estudiantiles, de DDHH, nuestros diputados y figuras públicas, tengan un medio ágil y ameno para difundir sus opiniones e ideas, y podamos llegar con nuestras propuestas a miles de compañeros en cientos de fábricas, establecimientos, facultades, cada 15 días. En esta nueva etapa, queremos que La Verdad Obrera nos sirva para estrechar nuestra relación con miles de trabajadores y estudiantes que ya nos conocen, pero sobre todo queremos extendernos a nuevos lugares de trabajo y estudio.
Queremos que este periódico sea una herramienta para los militantes; para los compañeros y compañeras que militan junto a nosotros en las agrupaciones clasistas en decenas de gremios; para los que quieren organizarse contra la burocracia, las patronales y el gobierno. Para que la voz de la izquierda clasista llegue a nuevos compañeros. Para informar, para abrir debates, para convencer de nuestras ideas, para organizarnos.
Esperamos tus opiniones para mejorarlo. Y te invitamos a sumarte, no sólo difundiendo La Verdad Obrera, sino también haciéndonos llegar tus notas y denuncias. Queremos extender nuestra red de corresponsales obreros, con denuncias no sólo de lo que sucede en las fábricas, sino también sociales y políticas. Escribinos.

El protagonismo de la izquierda y el sindicalismo combativo
Estos cambios y apuestas en nuestro sistema de medios son necesarios. Los más de 1.200.000 que sacamos como Frente de Izquierda el año pasado, y la conquista de varias bancas legislativas a nivel nacional y en varias provincias, nos plantean el desafío de avanzar en la inserción de la izquierda revolucionaria entre los trabajadores, los estudiantes y sectores populares.
Este año hubo dos paros generales, el 10 de abril y el 28 de agosto. La bronca contra el gobierno y las patronales se expresó masivamente, pero tanto la CGT de Moyano como la CTA de Micheli han vuelto a la tregua.
Mientras, continúan los despidos y suspensiones en las industrias más golpeadas por la recesión. Ante la traición de la CGT oficialista - donde milita el SMATA de Pignanelli - y la CTA de Yasky, los dirigentes que se dicen opositores no son alternativa.
Fue la izquierda de los trabajadores la que realizó los piquetes en la Panamericana, el Puente Pueyrredón y en varios puntos del país durante los paros nacionales. Debemos tomar la posta y levantar las banderas que la burocracia sindical abandonó. Contra las suspensiones y despidos, por el salario y contra la inflación. Los sectores combativos del movimiento obrero y la izquierda debemos mostrar, en las calles, una perspectiva de lucha al conjunto de los trabajadores.

"Queremos que
La Verdad Obrera
sea una herramienta para avanzar en la influencia política
en los lugares
de trabajo y estudio,
y construir una
izquierda de los trabajadores".

Desde el PTS proponemos unir a los sectores combativos y antiburocráticos, y a la izquierda que se reclama clasista. En primer lugar, para exigir a las centrales opositoras que rompan la tregua y convoquen a un paro activo, de 36 horas, con movilización desde los lugares de trabajo. Deberá ser preparado con asambleas, para enfrentar los temores que quieren meter los patrones y el gobierno con la amenaza de despidos.

El ejemplo de Lear y Donnelley
La heroica lucha de Lear, de más de 100 días, ya logró 61 reincorporaciones y que entraran los delegados. Continúa, porque hay otros 40 despedidos que pelean por recuperar sus puestos. Ellos se han plantado contra la patronal imperialista y buitre de Lear (que trabaja en exclusiva para Ford); contra la Lista Verde del SMATA que ataca a los luchadores en vez de a los empresarios; contra la Gendarmería de Berni y el Ministerio de Trabajo de Cristina.
La multinacional Lear y la burocracia del SMATA mandan, el gobierno obedece y reprime. Por eso están protagonizando una de las luchas más importantes de los últimos años, y son un ejemplo para miles y miles de trabajadores.
Desde el PTS seguimos firmes junto a ellos pese a la represión. Porque en esta lucha emblemática se muestra que se pueden enfrentar los despidos. Que no hay que resignarse frente a patronales que amasaron fortunas y hoy quieren descargar la crisis sobre nuestros hombros. Lear levanta una bandera para toda la clase obrera: “familias en la calle nunca más”.
La gráfica Donnelley ya se ha hecho muy conocida. La misma Presidenta la denunció por quiebra fraudulenta. De un día para otro, la patronal se marchó a EEUU, dejando 400 familias en la calle.

Los trabajadores, conducidos por su combativa comisión interna, ocuparon la planta y la pusieron a funcionar. Consiguieron que les aceptaran su cooperativa Madigraf como forma transitoria para seguir produciendo y cobrar sus salarios. Mientras, luchan por la salida de fondo: que se estatice y bajo gestión obrera se ponga a imprimir para las necesidades populares: libros, folletos y cuadernos baratos y de calidad. “Podemos garantizar que a ningún chico le falte un libro”, dicen los compañeros. Y es cierto. Pero el juez a cargo de la quiebra fraudulenta, en un mes y medio, no ha liberado los fondos para el pago de salarios y ha retenido en forma indebida los cheques de los trabajos realizados por los obreros. Esta semana se movilizarán; allí estaremos.
En su lucha por mantener la fuente de trabajo también muestran un camino ante la crisis capitalista: fábrica que cierra, se ocupa y se pone a funcionar bajo la gestión de sus trabajadores. En Donnelley los trabajadores se proponen, además, convertirla en un centro de organización obrera para la estratégica Zona Norte del Gran Buenos Aires, “a pasitos de la Ford”.
Lear y Donnelley, tan cercas en el territorio como en las ideas, muestran cómo enfrentar a los capitalistas y su gobierno de turno. Rodearlas de solidaridad para que estas luchas triunfen, es un buen desafío para la izquierda de los trabajadores.
En esta situación comienza la nueva etapa de La Verdad Obrera. El fin de ciclo del kirchnerismo buscará ser capitalizado por otras fuerzas patronales. La izquierda revolucionaria, con su creciente protagonismo sindical y político, debe dar nuevos pasos en la construcción de un partido de la clase trabajadora, con un programa para que la crisis la paguen los capitalistas.

Temas Relacionados: Partido









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota