Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
23 de octubre de 2017

Nacional

LAS INCORPORACIONES SUMARAN 2.000 A FIN DE AÑO

Las automotrices toman gente, pero con contratos flexibles

02 Aug 2004 | En Ford el ingreso es por seis meses. En Toyota la antigüedad es sólo para vacaciones.   |   comentarios

Los 152 empleados que acaba de tomar Ford echan de menos muchos beneficios. Sus sueldos están en blanco y todos sus derechos, reconocidos. Pero ingresaron bajo un régimen temporario de seis meses que puede extenderse. Volkswagen incorporó otras 60 personas que supieron pertenecer a la planta y que durante la crisis fueron enviados a la casa. En ambos casos, la mayoría se ubicó en las categorías 4 a 6, que aglutinan a los que se desempeñan en la línea de montaje que según el SMATA arrancan con un sueldo de 1.400 pesos mensuales.
Entre las automotrices grandes, la más activa es Toyota que tomó 250 personas y piensa llegar a 1.000 a mediados de 2005. General Motors aumentó el plantel en 200 operarios para su planta de Rosario. Y el mismo impulso se extiende a las autopartistas que también están tomando gente. 
Para los expertos en temas laborales, los trabajadores de las automotrices pertenecen a la aristocracia obrera: tienen los mejores empleos. La novedad es que dejaron de ser estables y asomaron nuevas maneras de contratación. Aun así, son casi un lujo en un país donde de cada 10 puestos que se generan, siete resultan en negro.
Con la crisis y la venta de autos que se desplomó del pico de 480.000 en 1994 a los 90.000 de 2002, cambiaron las condiciones de trabajo en las automotrices. Los sueldos contemplan un porcentaje que nunca supera el 15% de remuneración atada a los aumentos de productividad. Los empleados pueden rotar en sus funciones y se contempla un régimen de premios para los que tengan iniciativas. Y en los nuevos convenios, como el de Toyota, la antigüedad sólo se toma en cuenta para las vacaciones.
Para Ford, que en 2002 y 2003 tuvo gente suspendida, estas incorporaciones significan tener a todo el plantel trabajando. "Ya estamos en las 300 unidades por día y estamos pensando en un segundo turno, si las cosas siguen repuntando", dice Rodolfo Ceretti, director de Relaciones Institucionales.
La industria automotriz en su conjunto terminará el año con 1.500 a 2.000 incorporaciones en las terminales. Pero todavía no es para descorchar: en el 2000 las terminales contabilizaban 25.000 empleados. En el medio se desactivaron dos plantas, Fiat y Scania que hace tres años no fabrican en el país. Hoy cuentan 10.000 empleados que están a tono con las 300.000 unidades que se venderían en este 2004.
Según Ernesto Kritz, de Sel consultores, el empleo formal, como el de las automotrices, crece pero moderadamente. "Es mucho mejor respecto a un año atrás", señala. De acuerdo a sus cálculos, el 25% del empleo total de la Argentina es en blanco. A ese porcentaje hay que añadir el 15% ocupado en el sector público en idénticas condiciones. Un 20% son cuentapropistas y se calcula que hay otro 40% de empleo informal.
De acuerdo a Marta Novick, del Ministerio de Trabajo, las empresas grandes y las medianas de envergadura contratan en blanco, pero son puestos para el más alto nivel de calificación. "Tercerizan todo aquello que no agrega valor a lo que se produce y lo dejan en manos de terceros que subcon tratan la mano de obra en peores condiciones".
Las estadísticas del Ministerio de Trabajo muestran que las firmas de menos de 100 personas son las más dinámicas en la creación de empleo.
Mariano Recalde, profesor de Derecho del Trabajo de la UBA, apunta a las nuevas modalidades de contratación en ese tipo de empresas, que hacen aparecer al trabajador como si no lo fuera. Los puestos asoman bajo la forma de contratos, pasantías y aprendizaje: no tienen derecho a aguinaldo, vacaciones y en algunos casos ni siquiera están contemplados los aportes jubilatorios. No sólo se contrata en condiciones precarias: los sueldos son más bajos. De esta manera se afianza en la Argentina un fenómeno que hasta ahora era desconocido: el salario ya no es condición para una vida digna. El 70% de los empleados formales ganan menos de 750 pesos que es el valor de la canasta familiar.

Temas Relacionados: Nacional









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota