Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
16 de diciembre de 2018

La Verdad Obrera Nro. 232

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

“Es una obligación que los trabajadores hagamos política”

03 May 2007   |   comentarios

Estoy muy contento de estar acá como integrante del Cuerpo de Delegados del Subte, un cuerpo de delegados que dio importantes peleas, que consiguió a través de grandes luchas la reducción de la jornada laboral a 6 horas y pasar a la mayoría de los compañeros que teníamos tercerizados al convenio primero y después a la planta permanente. Estoy acá porque comparto y defiendo entre otras cosas la consigna que levanta el PTS de luchar por una herramienta para los trabajadores.
Esa herramienta se hace cada día más necesaria porque más allá de los triunfos conseguidos en las luchas por los compañeros de Zanon, del Garrahan, de los telefónicos, del Astillero Río Santiago y de las nuestras mismas, siempre nos encontramos con un límite, que es pasar de la lucha sindical a la lucha política. Un límite que también nos imponen las burocracias sindicales y los partidos que son del régimen, que son patronales, que nos dicen que los trabajadores no tenemos que hacer política y que estamos únicamente para trabajar y bajar la cabeza
Yo les digo que es una necesidad, una obligación que los trabajadores hagamos política, porque sino la hacemos nosotros la hacen nuestros enemigos, aquellos que defienden los intereses de los grandes patronales y los grupos económicos y de aquellos que acumulan ganancias y les ponen topes a las aspiraciones de los trabajadores y nos condenan a vivir en la indigencia.
La mejor forma de hacer política es construir una herramienta de la clase, que de respuesta a la clase, un gran partido de los trabajadores que, con un programa revolucionario prepare y guíe en su momento a los trabajadores hacia la conquista de sus derechos y su emancipación. Y para terminar quería recordar porque quedó grabada en mi memoria lo que dijo alguna vez la compañera Celia de Brukman: si los trabajadores podemos dirigir una fabrica también podemos dirigir un país, y porqué no el mundo, compañeros.









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota