Partido de los Trabajadores Socialistas

Buenos Aires
Domingo 11 de Diciembre de 2016
08:49 hs.

La Verdad Obrera N° 600

CONTACTO laverdadobrera@pts.com.ar

EDITORIAL

El paro nacional y los desafíos de la izquierda

28 May 2015 | Claudio Dellecarbonara - Referente de la oposición en el Subte y dirigente del PTS   |   comentarios

Lo que estamos viviendo estas paritarias es lo mismo que vivimos todos los años. Cuando queremos recuperar el poder adquisitivo que perdimos en el año que pasó, y hacerle frente a la inflación que sufriremos el resto del año, nos encontramos con la dureza de las patronales, los techos salariales del gobierno y la actitud de las cúpulas sindicales.

Lo que estamos viviendo estas paritarias es lo mismo que vivimos todos los años. Cuando queremos recuperar el poder adquisitivo que perdimos en el año que pasó, y hacerle frente a la inflación que sufriremos el resto del año, nos encontramos con la dureza de las patronales, los techos salariales del gobierno y la actitud de las cúpulas sindicales.

Para una gran parte de la clase trabajadora la situación es todavía más complicada. Porque las paritarias, más allá de lo que plantea el gobierno, no son “para todos y todas”. Hay millones de trabajadores que están en negro, precarizados, tercerizados, que trabajan 12 o 14 horas por sueldos de miseria y no tienen posibilidades de organizarse y reclamar.

Para aquellos que sí tenemos negociaciones, no es como dice el gobierno que son “paritarias libres”. En estas últimas semanas quedó clarísimo que la Presidenta quiere poner un techo a nuestros reclamos. Por eso obligaron a firmar aumentos del 27%, con la UOM, UPCN y otros sindicatos oficialistas y vendidos.

A quienes consiguen aumentos superiores, no se los homologan. Es el caso de la histórica huelga nacional aceitera. Los trabajadores que “mueven la palanca” del mayor complejo agroexportador del continente llevan más de 24 días de paro en reclamo de un sueldo básico de 14.000 pesos que pueda cubrir la canasta familiar. Con paros y piquetes han paralizado decenas de plantas, cientos de barcos y transportes. Si ganan ellos será un enorme empuje a cada una de nuestras luchas (página 4).

Pero también hay otras peleas. Como quienes resisten a las multinacionales buitres que quieren dejar familias en la calle. Son los gráficos que el viernes 22 cortaron la autopista Panamericana, contra el cierre y despidos de 280 trabajadores en WorldColor y por la expropiación de MadyGraf bajo gestión obrera (página 5). O quienes enfrentan el insólito lock out de Lear y el SMATA en defensa de la patota sindical que agredió a uno de los obreros reincorporados (página 3).

Por eso, estamos ante una situación compleja. La única forma de vencer esos techos salariales y defendernos de los despidos y las patotas, es preparando una gran lucha. Y para prepararla, la mejor manera es que los trabajadores podamos decidir de forma democrática, a través de asambleas, qué pasos vamos a seguir para conquistar nuestros reclamos. Esta es la única forma de poner en movimiento todas las fuerzas de la clase trabajadora.

El paro del 9: golpear juntos, marchar separados

Las cúpulas sindicales opositoras al gobierno han sostenido una tregua, la que nos ha llevado a esta situación donde las patronales se “envalentonan” contra los trabajadores. Ahora volvieron al discurso “combativo” y a convocar una nueva medida de fuerza.

Como lo hemos dicho y hecho siempre, desde la izquierda y el sindicalismo combativo tenemos que aprovechar cada oportunidad en que se levantan reivindicaciones concretas, sentidas y legítimas de la clase trabajadora, para salir a pelear.

Nosotros queremos aprovechar el paro para impulsar asambleas y la intervención de la clase trabajadora con sus métodos de lucha. Sabemos que quienes hoy convocan la medida son responsables de la división de la clase trabajadora.

Sabemos que han abandonado a los sectores más explotados, a los precarizados, a la mujer y la juventud trabajadora. Sabemos que no levantan todas las consignas que necesita el pueblo trabajador. Pero nosotros venimos exigiendo un paro y vamos a intervenir en él con nuestras propias banderas. Golpear juntos, marchar separados es nuestra forma de participar en estas grandes acciones de la clase trabajadora, pero mostrando al mismo tiempo una alternativa a los métodos y el programa de las cúpulas sindicales.

Llamamos a hacer asambleas, para preparar el paro: por un salario igual a la canasta familiar, por el pase a planta de los contratados y tercerizados, por la defensa de todos los puestos de trabajo, contra las patotas, contra el techo salarial, en apoyo a las huelgas de aceiteros y bancarios, por tirar abajo el impuesto al salario y por todas nuestras demandas.

Tenemos que defender además nuestro derecho a la huelga y a los piquetes para garantizarla, contra las amenazas del gobierno y las declaraciones de las cúpulas.
Este 9 de junio será una nueva oportunidad de avanzar en nuestro objetivo de construir una alternativa a las burocracias sindicales oficialistas y opositoras.

Contra los candidatos patronales

También en estas semanas vimos como el sindicalismo peronista juega sus cartas por los candidatos tradicionales. Macri, Massa, Scioli y Randazzo ya lanzaron sus campañas.

Pero no podemos esperar nada bueno de ellos. Está claro que son todos candidatos del ajuste. Que tienen un discurso cada vez más de derecha, que ofrece nuevas negocios a la clase empresaria, y nuevas limitaciones al pueblo trabajador. Por eso es importante que, además de nuestras demandas salariales y sindicales, discutamos quiénes son los que quieren gobernar el país y para quiénes se proponen gobernar.
Nosotros decimos claro: la salida no es con ninguno de estos candidatos. No hay “mal menor”. Todos defienden los intereses de los empresarios.

Por eso nosotros seguimos empeñados en construir el Frente de Izquierda, porque queremos que crezca la izquierda que expresa a los trabajadores, las mujeres y la juventud. A esos candidatos del ajuste, que son apoyados por la burocracia sindical, nosotros les oponemos una alternativa de los trabajadores y un programa para vencer a los capitalistas y sus partidos. Es el Frente de Izquierda.

Una propuesta para el Frente de Izquierda

Desde el PTS impulsamos la formación del Frente de Izquierda, y hemos puesto todo nuestro empeño para que se desarrolle como fuerza política nacional. Como un frente de la izquierda clasista que defiende la independencia política de los trabajadores, y crece también entre las mujeres, la juventud y los sectores populares. Venimos de hacer buenas elecciones en la Ciudad de Buenos Aires, de conquistar dos diputados obreros en Neuquén, de una histórica elección con Nicolás del Caño que superó al peronismo en Mendoza, y pasar el piso proscriptivo en Santa Fe.

Por eso el domingo 24 de mayo, más de 200 delegados del PTS nos reunimos en una convención nacional para debatir cómo seguir consolidando el FIT, dando pelea en un terreno difícil como son estas elecciones presidenciales. Allí votamos realizar una nueva propuesta unitaria hacia nuestros compañeros de PO e IS, para que la fórmula presidencial sea encabezada por Jorge Altamira (PO) y Nicolás del Caño (PTS).

Estamos convencidos que Nicolás es una figura emergente de la izquierda, que lo viene mostrando con sus denuncias en el Congreso y su apoyo a las principales luchas obreras, y que puede aportar mucho para lograr la mejor candidatura del FIT. Creemos que este esfuerzo unitario de nuestra parte fortalece la unidad y esperamos una respuesta acorde a las necesidades del Frente de Izquierda (ver páginas 6 y 7).
Además en la Convención hemos votado precandidatos del PTS para el FIT.

Es un enorme orgullo proponer a cientos de candidatos que expresan el avance que hemos tenido entre los sectores obreros combativos, el movimiento de mujeres, los luchadores por los derechos humanos y la juventud trabajadora y estudiantil (ver páginas 8 y 9). Si no llegamos a un acuerdo con los compañeros del PO e IS, serán quienes encabecen una de las listas que competirá en las PASO.

La intervención en las luchas en curso y en el paro del 9 de junio; la participación activa e independiente en la movilización #NiUnaMenos del 3 de junio; el fortalecimiento del Frente de Izquierda para enfrentar los candidatos del ajuste: el PTS se prepara con todo para estos importantes desafíos.

Temas Relacionados: 9J Paro nacional , Frente de Izquierda y de los Trabajadores









moderación a priori

Este foro es moderado a priori: su contribución sólo aparecerá una vez validada por un/a administrador/a del sitio.

¿Quién es usted?
Conectarse
Su mensaje

Este formulario acepta atajos SPIP [->url] {{negrita}} {cursiva} <quote> <code> código HTML <q> <del> <ins>. Para separar párrafos, simplemente deje líneas vacías.

  • No hay comentarios a esta nota